10 formas de decorar con plantas falsas


La semana pasada publiqué un post que os gustó mucho: 10 plantas que necesitas tener en casa. Son 10 especies muy conocidas y bonitas que quedan bien en cualquier rincón. Pero muchas me comentasteis que se os mueren, que no tenéis tiempo de cuidarlas, que los animales / niños os impiden tenerlas... Así que hoy os traigo un post que es la otra cara de la moneda: 10 formas de decorar con plantas falsas.

En este post dije que no me gustan nada las plantas falsas. Y es verdad, no me gusta ponerlas así tal cual, intentando hacer creer que son naturales. Sin embargo, hay otras formas de emplearlas (o fabricarlas), y que quede bonito. ¡Aquí os traigo 10 ejemplos! Son plantas que no se mueren, no son peligrosas, no necesitan luz... ¡Perfectas para todo el mundo!




Puedes buscar plantas falsas con hojas bonitas y enmarcarlas. Para ello, puedes utilizar cualquier marco, pero los que son solo cristal y metal quedan preciosos. Sobre todo, si haces una composición de varios, jugando con las formas y los tamaños. Idea vista en DecoArt.

También puedes coger ramitas de alguna planta tipo helecho y crear una corona. Es evidente que con plantas naturales queda más bonito, pero esta no se echará a perder y podemos usarla en un gallery wall. Además, puedes hacerla del tamaño que necesites. Visto en Style at Home.

Esta idea de The House that Lars Built me flipa y pienso llevarla a cabo. Si tienes que usar plantas falsas, ¡que se note! Píntalas. De colores cantosos e imposibles en la naturaleza. Colores pastel, con lunares, rayas, triángulos... Quedan genial, originales y diferentes.

Otra opción es coger las hojas y crear cuadros. En este caso, puedes aplicar la idea anterior y pintar algunas. Así podrás crear composiciones geniales. En Brit utilizan el dorado para adornar algunas de las hojas, pero tú puedes amoldarlo a la paleta de colores de tu hogar.



Esta idea también me parece genial. Puedes utilizar plantas falsas para adornar bolígrafos o lápices, y luego ponerlos todos juntos en una maceta. Sí, será un ramo de plantas falsas... ¡Pero de lo más útiles! ¡Es toda una sorpresa! Visto en eHow.

También puedes utilizar algunas plantas tipo suculentas para adornar marcos. Es una forma de dar un toque verde, y luego enmarcar fotos, una lámina, colocarle una malla y que sirva para colgar pendientes... ¡Lo que sea! De The wood and thistle.

Seguro que has visto alguna vez la idea de coger un juguete tipo animal o dinosaurio, abrirlo y utilizarlo de maceta. Bueno, la realidad es que cortar ese plástico no es tan fácil. Pero si no quieres renunciar a esa idea... ¡Pégale plantas falsas! De Urban Outfitters.

Y si te gusta el estilo natural pero lo de las plantas falsas no te convence, usa sus hojas para ¡crear estampados! Con un poco de pintura podrás decorar la tela y con ella hacer cojines, manteles, cortinas o lo que quieras. Tutorial de We are scout.



Otra opción es crear tus propias "plantas" en lugar de usar unas falsas. Esta idea de los cactus de piedra está ya un poco vista, pero me sigue pareciendo de lo más vistosa. Tutorial de Craftberry Bush.

Y si tienes maña con la máquina de coser, puedes probar a crear una planta con tela. También puedes jugar con los colores y las formas. Cortar la tela en zigzag ¡me parece un puntazo! De Janejoss.



Y por último, una idea a la que ya le dediqué un post entero: ¡plantas de papel! Quedan preciosas, hay de todo tipo, y puedes hacerlas tú si tienes maña, o comprarlas. ¡Algunas no te creerás que son de mentira!

Ahora, sí que sí, te has quedado sin excusas para no llenar tu casa de plantas... ¡sean naturales o no! :P

No te pierdas...

1 comentarios

  1. Hola Carmen!!
    Este post me viene como anillo al dedo, por que aquí a la que escribe se le mueren hasta los cactus... jejejeje, así que lo intentare con las falsas. Que espero estas si me aguanten, por que como se me chufen ya me deprimo total jejejejeje

    Besines

    ResponderEliminar